La importancia de la accesibilidad en páginas web y aplicaciones para facilitar la vida de muchas personas

Por muy extraño que parezca, uno de los temas más importantes para una página web o producto digital es la accesibilidad. Esto permite que cualquier persona con algún tipo de discapacidad pueda disfrutar y utilizar nuestro producto o desarrollo.

23 Jun 2022

Primeramente, una persona que diseñe código o realice pruebas debe considerar patrones de accesibilidad y saber cómo desarrollar, probar o detectar su uso según la necesidad.

En este caso, podemos poner miles de ejemplos: desde discapacidad visual a discapacidad motora o manual; pensando si un usuario pude leer la pantalla de forma correcta, si tuviera botones que la leyeran o si algún otro tipo de usuario podría utilizarla con una sola mano o navegar con un software de detección de movimiento ocular.

Porque en lo visual, aparecen ejemplos de personas que sufren daltonismo y que pueden sufrir dificultades cognitivas para comprender el contenido de la aplicación o web.

¿Cómo podríamos encontrar posibles barreras y deficiencias en el producto que vamos a desarrollar o probar? ¿cómo podemos ayudar a que este sistema sea mejor y que lo pueda utilizar cualquier persona?

Para comenzar, podemos plantearnos una serie de preguntas concretas:

  • ¿Qué necesitan los usuarios para entender, comprender y recordar el producto?
  • ¿Qué debemos presuponer para ayudar a personas con discapacidad?
  • ¿Nuestra aplicación o web cubre todas las necesidades visuales, auditivas y cognitivas para todo tipo de perfiles?

Tras estos puntos, la primera cuestión es el de no presuponer nada, por ejemplo: en simples formularios de código postal o números de teléfono, nos podemos encontrar con que el usuario no tiene por qué saber el formato correcto, si el código postal tiene espacios o el número de teléfono hay que insertarlo con guiones o todo junto.

Ten en cuenta que esto se puede solucionar con una pequeña descripción (modal), en el mismo cuadro, a modo de ayuda, señalando cual es el formato correcto.

Otro ejemplo, lo encontramos con las fechas de nacimiento. En algunos productos, la separación son unos guiones, que nos dan una pista de como añadir los datos. Sin embargo, en otras ocasiones, no sabes cómo poner la fecha, si con guiones, barras, todo junto o incluso solo poner dos números del año o los cuatro (01/01/2000 o 01/ENE/2000 o 01/01/00, las opciones son muchas).

Accesibilidad - Los diseñadores siempre deben tener en cuenta a sus usuarios

Añade pequeñas descripciones que expliquen el formato correcto.

En todos estos ejemplos sobre campos típicos en un formulario, el producto o aplicación puede no comunicar claramente los formatos esperados. Como resultado, esto puede resultar un desafío cognitivo y de memoria, que puede convertirse en una barrera para ciertas personas.

Por otro lado, en el plano visual, al hablar de accesibilidad, tenemos que ser consecuentes con los colores empleados  y que no puedan ser confundidos por otros o puedan no verse los textos de manera adecuada, si la persona no los diferencia correctamente. También, es importante los tamaños utilizados.

Por suerte, hay diferentes tipos de software que se pueden implementar, capaces de leer la pantalla y que facilitan la vida a un gran grupo de personas.

No presupongas nada, incluye aclaraciones o ayudas para facilitar la experiencia al usuario

También es importante poner énfasis es en el de los campos obligatorios. Muchas veces, damos por hecho que, si colocamos unos asteriscos, el usuario va a saber qué hacer con ellos, pero no es así. En la mayoría de las ocasiones, si no se conoce este tipo de “lenguaje” no se sabe cuáles son los campos obligatorios. Esto se soluciona con unas simples líneas de texto o ayuda para explicarlo.

Día a día, debemos intentar mejorar la vida de las personas y se puede conseguir con pequeños gestos: incluyendo explicaciones, ayudando a leer la pantalla, con una lupa para hacer zoom o un botón que cambie el contraste de los colores. Todo esto puede ser suficiente para que tod@s se sientan contentos y puedan hacer las acciones requeridas correcta y cómodamente sin sentirse desplazados o dependientes.

Hoy en día, todos sabemos que las personas utilizan diferentes tecnologías de asistencia para compensar a las discapacidades que tengan. Por ello, debemos considerar que un simple mecanismo informático puede ayudar gratamente a muchas personas.

Además, debemos tener en mente, que las personas en algún momento pueden tener alguna discapacidad temporal por un accidente, un problema o alguna patología pasajera. Por tanto, cualquier producto, aplicación o web que se precie debe esforzarse por facilitar su uso, comprensión y adaptación para cualquier tipo de usuario o cliente.

 

Descubre otros artículos: Clean and Security Code; Liderazgo digital; El ciclo de vida del Big Data

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Accesibilidad digital en apps y webs por Andrés Mendoza